Se ha producido un error en este gadget.

Buscar en este blog

jueves, 6 de septiembre de 2012

Warren


Ayer tuvo lugar el segundo día de Convención Demócrata en Charlotte, Carolina del Norte.

Yo seguí el evento por la CNN y la cadena puso en repetidas ocasiones el acento en que varias estrellas de Hollywood andaban por el pabellón dónde está teniendo lugar el evento. Supongo que para contrarrestar el efecto Eastwood. Yo, desde luego, vi las entrevistas a Patricia Arquette y a Eva Longoria, aunque no recuerdo haber visto ninguna película de alguna de las dos. Bueno, creo que en Ed Wood trabajaba Arquette, pero estaba Johnny Depp y él eclipsa a casi todos (salvo a Geoffrey Rush, Ricky Gervais y gente así).

El caso es que el plato fuerte era ayer Bill Clinton, pero antes que Clinton estaba Elizabeth Warren, que es la candidata demócrata a la silla del Senado que está en juego este año en el estado de Massachusetts.

Massachusetts es un estado demócrata. Yo creo que ha sido siempre más bien Kennedy-sta y el halo Kennedy ha arrastrado el voto del Estado. Por ejemplo, sólo Eisenhower y Reagan han ganado aquí en sus presidenciales, lo que da una idea de cómo de fuerte ha de ser el candidato republicano para que se haga con Massachussetts en unas elecciones.
Scott Brown

Pero en el mismo periodo los Gobernadores han sido 7 republicanos por 6 demócratas, (en realidad 5 demócratas, porque Dukakis lo fue en dos mandatos no consecutivos). Ahora, Senado y Congreso están casi copados por los los demócratas si no es por… Scott Brown, el actual senador y a quién desafía Elizabeth Warren. 

Elizabeth Warren

Warren está cinco puntos por debajo en intención de voto del Senador Brown y esto según una agencia de tendencia demócrata. Pero además esa misma encuesta afirma que los ciudadanos de Massachusetts no ven a Brown demasiado conservador (lo es sólo a nivel fiscal)  siendo un 54% quiénes lo ven correctamente posicionado en ideología y sí ven a Warren demasiado progresista (41%). Es más, hay un considerable índice de votantes (20%) que votarían a Brown y a Obama como presidente.

Así que ¿Qué hizo ayer Warren en la Convención? Lo que aquí se llama agarrarse a los faldones del Presidente para intentar elevar elevar su perfil. Lleva dos semanas sin apenas hablar de su rival ni del estado y buscando a Romney y a Ryan en cada esquina, además de seguir la estela de Obama e intentar aparecer alineada en todo con el Presidente a ver si así recupera ese espacio… pero es que compite por el Senado en Massachusetts, no por suceder a Hillary Clinton o a Geithner, algo que puede pasar si pierde, claro. Bueno… a Geithner no creo en función de qué configuración tenga finalmente el Congreso.

2 comentarios:

juan dijo...

No es nada nuevo, cuando el lider principal del partido está en posición ganadora es lógico arrimarse a su manto, y cuando está en posición perdedora...lagarto lagarto y voy de "medio-independiente". Sucedió en España con ZP (un antes y un después" y ahora con Rajoy (empiezan a no querer que vaya a los sitios, como la presentación de campaña de Feijó).
Respecto a esa candidata a mi personalmente me gusta.

Louella Parsons dijo...

Interesante observación respecto a Elisabeth Warren y su forma de enfocar su campaña. Es cierto que lo que se ha publicado por aquí de su discurso son siempre referencias a Obama y Romney. Algo tendrá que hacer porque su discurso radical parece que no le ayuda a mejorar. Hasta en El País la definen como la gran esperanza de la izquierda más radical del Partido Demócrata.
Habrá que ir viendo sus progresos y los de su rival.
En cualquier caso, está muy interesante el panorama.

Aquí también se han ido descolgando ciertos políticos del equipo de Patxi López ante el inminente batacazo que se va a llevar el PSE en las autonómicas vascas del próximo mes. Hablan de dejar la política por un tiempo. Ya. Hasta que pueden reengancharse con algún equipo ganador. Eso es vocación, sí señor.

Gracias por la crónica americana de primera mano.