Se ha producido un error en este gadget.

Buscar en este blog

jueves, 28 de marzo de 2013

el mérito del Presidente Rajoy


Los hechos son más y se suceden a mayor velocidad que lo que los periodistas pueden narrarlos y se publican más noticias de las que los lectores leen, lo cual deja a los lectores apenas enterados de lo que realmente pasa. 

Esta reflexión viene de haber escuchado ayer por la mañana en las noticias que Rajoy y Hollande son actualmente los principales muros de resistencia ante las medidas Alemanas a desplegar por una Europa erosionada.
Pero me choca una cosa; ¿por qué nadie más tiene tanta actividad en la tarea de discutir a Merkel? Jeroen Dijsselbloem, presidente del Euro-Grupo (unión de responsables financieros de los países que tiene el Euro como moneda), laborista y holandés no tardó apenas nada en comentar que las medidas aplicadas a Chipre eran "exportables" a otros países. ¿Alarmante? Sí; ¿Inadecuado? Posiblemente; ¿Inoportuno? Ciertamente; ¿Falso? No creo. Pero si pones en un periódico lo alarmante, inadecuado e inoportuno del comentario por delante incluso del propio comentario, harás que se mire, no al centro del problema, sino a la periferia de la forma. Y el caso es que es un holandés (no un griego, portugués, irlandés, italiano o chipriota) quién lo ha dicho.

Reconozco al Presidente Rajoy el estar aguantando la situación sin pedir el rescate. Me han subido el IRPF, el IVA y me he visto obligado a pagar una multa por 170 euros de hace tres años por ir por el carril de la izquierda en una carretera en obras (en la que, una vez, me encontré haciendo jogging a un señor de 60 años por el carril de la derecha) y sin que la Guardia Civil me haya mandado ninguna notificación más que la que me dieron los agentes. Entran en tu nómina y te embargan. Y aún así reconozco que ha sido una tarea gigantesca no haber pedido rescate aún con la fe de que se puede salir adelante.

Si te intervienen se acabó; tu gobierno no es tu gobierno, tus impuestos no acaban en tu beneficio (ahora no mucho, es cierto, pero menos sería) y has perdido legitimidad y autonomía. Y no hablo del gobierno actual, que presumiblemente dejaría de ser gobierno, sino del país. Los ciudadanos.

Así que no me extraña que Rajoy y Hollande estén haciendo fuerza contra Merkel. El segundo porque es ideológicamente opuesto a la alemana y porque siempre ha existido rivalidad entra ambos países (sí, con Sarkozy también, lo que pasa es que nos llegaba como exceso de ego). Pero Rajoy entiendo que pueda ser porque, si en un momento dado otro golpe como el de Chipre nos arrastra, querrá dejar la capacidad de negociación de España muy abierta y la de exigencia europea muy restringida. Y estas no son necesidades de austríacos, fineses, holandeses o luxemburgueses.

Ahora ¿qué demonios pasaba en Chipre para que se hunda un paraíso fiscal?

lunes, 25 de marzo de 2013

Como animales en guardia

Cualquiera de nosotros, abandonados en el medio de la naturaleza, seguro que acabaríamos como aquel niño de Orense, sobre el que leí siendo una cría, que apareció en el monte, con la melena por la cintura, las uñas largas y duras, igual que si fuesen de un águila, y una mirada perdida. La prensa en seguida lo bautizó con el nombre de "O neno lobo" y yo fantaseaba, presa del miedo, cómo sería, cómo se sentiría.

Le llamaban "El neno Lobo" en el Ideal Gallego, y lo hacían porque en vez de hablar, el pobre emitía unos sonidos parecidos a un aullido. Soñé que un día le vi, bajo los soportales de la plaza de María Pita, medio escondido detrás de un pilar y que crucé mi ojos con los de él y salí corriendo, de tanto miedo que tuve.

No sé  qué sería de aquel infeliz. Supongo que tardó mucho tiempo en aprender a comer, a vestirse y a hablar, pero que nunca llegó a perder aquella desconfianza esquiva que le daba un aire permanente de animal en guardia, como si aún temiese que le fuesen a arrebatar la comida o a atacar a dentelladas.

De algún modo, en alguna circunstancia.... todos nos hemos sentimos así... alguna vez.

jueves, 21 de marzo de 2013

Chipriotas

A ver cómo cuento esto... Chipre


Chipre pide un rescate al BCE. EL BCE está dispuesto a inyectar líquido a cambio de condiciones de solvencia. Las condiciones de solvencia buscan evitar la salida de capital, un básico; que tus ciudadanos no huyan despavoridos. El Gobierno lleva las condiciones al Parlamento y el Parlamento vota en contra de la medida y, por tanto, del rescate. ¿Es una solución única? No, habrá más propuestas, pero lo gracioso es cómo se intrumentaliza el mensaje.

Es decir; el país está necesitado de solvencia, se pide a quien, dentro de la estructura a la que pediste acceder, le corresponde otorgarla. No te gusta lo que te proponen y entonces, después de haber llevado al país a una situación insostenible, decides aparecer como héroe evitando "la invasión". Y los chipriotas en la calle con fotos de Merkel acondicionada con un bigote en plan Adolf (que por Chaplin no va a ser, así que menudo elogio al ingenio y la capacidad de asociación chipriota... estoy deseando conocer a alguno de sus cómicos), diciendo cosas en plan "Go Home" (nueva muestra del ingenio incesante) y todo esto cuando ¡Alemania no ha movido pieza!

El populismo es una bacteria de la población. Una especie de levadura que aumenta en volumen pero estropea la mezcla. Los chipriotas primero deberían estar enfadados con ellos mismos, luego con su gobierno y dejar a los agentes externos (y de esto los alemanes tienen cierto conocimiento) fuera de las causas de sus problemas.

lunes, 18 de marzo de 2013

BlaBlaBla

En la tele veo a un hombre público hablando de política. Por un momento me quedo mirando y observo con detalle lo que hace: tiene el dedo índice de la mano derecha erguido en un inequívoco gesto acusador, en perfecta concordancia con lo que dice. Podría apagar la tele y continuar el discurso de este hombre sin equivocarme demasiado. No obstante, prefiero seguir escuchando y hacer el juego, eso sí, de ir unos segundos por delante, adivinando las ideas que verbalizará de inmediato. Aún sin gran esfuerzo no me cuesta acertar. En verdad es muy fácil.

Creo que desde el primer momento este hombre no quiere ayudarme a entener; lo que pretende es arrastrarme. Las palabras son para él, no esa matemática prodigiosa que la humanidad inventó para comprender lo que oculta la realidad, siempre tan espesa, sino espejitos de colores, canicas, cristales brillantes... en fin, todas esas pequeñas cosas que distraen y confunden.

jueves, 14 de marzo de 2013

Cabeza de la Iglesia

Ayer volvía a casa en coche mientras el nuevo Papa de la Iglesia Católica hacía su primera aparición en la loggia de San Pedro. Escuchaba a Carlos Alsina (como hago cada vez que puedo y no haría de otra manera) retransmitir el evento y me hizo gracia verme imaginando cómo sería el nuevo Pontífice. Me lo imáginaba centrado a la vez que emocionado y me lo imaginaba alto. Y todo ello se vio impactado por lo que comentaban en Onda Cero respecto a que no había salido nada más que con la sotana blanca y al oír que sus primeras palabras eran "fratelli, sorelle... Buona Sera". Y resulta que éste ha sido el golpe de efecto más sencillo al que he asistido en mucho tiempo.

Tengo mucho respeto por las figuras religiosas que no predican la destrucción, sean rabinos, pastores, imanes, Arzobispo de Canterbury, Pope de la Iglesia Ortodoxa u Obispo de Roma. Les respeto porque transmiten consuelo y esperanza a aquellos que creen y que buscan en sus vidas. Esta frase es muy etérea, pero también lo es el espíritu y, francamente, no me siento capacitado para evaluar los motivos religiosos y las creencias de las personas.

Faltará tiempo para que le salgan críticos, pero una cosa es cierta; la Plaza de San Pedro estaba ayer llena y apuesto a que el minuto más visto a nivel mundial fueron esos segundos. El Papa Francisco no gobierna sólo en medio kilómetro cuadrado, sino que su palabra llega todo aquel que sigue su misma fe o que quiere escucharle. No vamos a encontrar muchos más líderes que sean capaces de mover esa cantidad de gente a ese nivel de superficie y puedo entender que esto llegue a inquietar.

Muchos de los críticos que surgen, no sólo al actual Pontífice, sino a la figura de la cabeza del Vaticano en general, entiendo que en parte lo hacen por contrarrestar ese efecto. Seas creyente de derechas o de izquierdas (insisto, rabino de Sinagoga o Santo Padre) regalas el oído a alguien de quién quieres saber su opinión y eso se sale de los parámetros de otros dogmas.

Pero a fin de cuentas la libertad de culto es parte de la libertad de expresión y entiendo que funciona en todos los sentidos; el de aquellos que creen y siguen la doctrina, aquellos que creen pero no siguen la doctrina, los que no creen y los que creyendo o no creyendo se oponen a alguna o a cualquier doctrina religiosa.

Particularmente me gusta considerar a esa figura que guía tu espíritu de esta manera (siento el proselitismo por West Wing y por Toby, pero tómenlo como otra forma de utilizar una cita):

lunes, 11 de marzo de 2013

Medicina y razón


Hasta hace relativamente poco tiempo en Galicia era frecuente recurrir a curanderos y brujos para tratar enfermedades reales o imaginarias. Las mujeres, por ejemplo, padecían mucho de la paletilla, un órgano femenino que nunca conseguí saber dónde se encontraba y que, según parece, a veces se les caía. En los mozos lo propio -y que hacía estragos- era el cojo, un mal responsable de unos granos y pústulas que salían en el labio superior y que se curaban haciendo varias cruces seguidas con pajas de ajo y diciendo -esto es lo mejor- "Coxo, recoxo, marcha de aí, que as pallas do allo andan detrás de ti"

Cualquiera pensaría que este tipo de creencias pretenecen a un pasado remoto, sobre todo si tenemos en cuenta la generalización de los servicios médicos, el acceso a clínicas y hospitales, el aumento de la cultura media de la población -bueno, eso no lo tengo tan claro-.... Pero no, no es así. Recientemente he leído un artículo sobre un informe de la Organización Mundial de la Salud que asegura que el ochenta por ciento de la población mundial, para curar sus enfermedades, aún se sirve de remedios caseros y prácticas supersticiosas. Un enorme corte de mangas a la razón.

jueves, 7 de marzo de 2013

Chávez y el mesianismo

Que me perdonen los cristianos de todo el mundo si creen que la afirmación que voy a hacer a continuación es irreverente. Aclarar que no lo es ni tiene esa intención. Soy un hombre especialmente respetuoso con las creencias y la fe, porque entiendo que atañen a la intimidad y la sensibilidad más profunda de muchas personas, pero he de utilizar un término de uso general con un origen claro.


La afirmación es que el mesianismo mata.

Hugo Chávez acaba de morir. Llevaba tratándose en Cuba, al menos, desde que anunciara en junio 2011 que le habían extraído un tumor con células cancerosas. Mucha gente opina que Cuba tiene una práctica médica avanzadísima. No es así. Lo que sí es cierto es que médicamente han evolucionado mucho en poco tiempo y, aunque digno de todo elogio, no es suficiente para competir a nivel de efectividad y evolución con otros países como Estados Unidos o nuestra misma España. Pero resulta que su posicionamiento político y su enorme locuacidad hizo que la situación desembocara una consecuencia a la que Chávez pudo dar la vuelta mediante una interpretación del tipo "¿cómo voy a ir a la boca del lobo, a manos del enemigo?. No sólo me matarían entre terribles sufrimientos, sino que ya he dejado claro que posiblemente sea yo una víctima de sus conspiraciones para derrocar gobiernos libres a través del cáncer".

A esto habría que argumentar que, igual que Carlos Herrera ha visto más Papas que Presidentes de la Junta de Andalucía, Fídel Castro ha visto pasar más dirigentes a lo largo de su vida que la ONU y de ellos sus principales enemigos (Kennedy, Nixon o Reagan) ya han muerto... y ahí sigue.

No sé de cáncer y no sé si el suyo habría tenido alguna alternativa, pero lo que sí sé es que se cerró él sólo las puertas para descubrirlo. En un momento de gran épica, como todo lo que interpretaba, entendió que sobrevivir y dar las gracias a USA o España no era lo mismo que morir y alabar los esfuerzos cubanos. Su personificación de salvador le ha llevado a interpretar el papel de mártir.

lunes, 4 de marzo de 2013

Traductores

Hay una frase inglesa que dice: "The spirit is willing, but the flesh is weak" Es un dicho que también tenemos nosotros: "El espíritu está dispuesto, pero la carne es débil". Ahora bien, como se sabe, la palabra inglesa spirit significa "espíritu" pero también "alcohol", un doblete que se da en otras lenguas europeas y que aparece, aunque algo transformado, en esas bebidas que llamamos espirituosas. Son estas mezclas de significados las que hacen tan difíl a veces, la traducción, sobre todo en el campo literario.

En el mundo de la diplomacia y de la política, especialmente en la prosa de acuerdos y tratados internacionales, una sola palabra puede entretener a traductores y dipomáticos durante días o meses. Es muy importante. Cualquier equivocación pueda dar lugar a disputas interminables o a conflictos semánticos de solución imposible. Por éste y otros motivos se empezó a trabajar en una máquina que pudiera traducirnos al instante.

El problema es que la dichosa máquina traductora resultó ser un desastre. La frase inglesa que les mencioné en el primer párrafo fue traducida por un maquinillo de esos como: "El vodka es bueno, pero la carne está podrida". Un disparate. Se supone que si los resultados son de este estilo, la máquina de traducir no debe ser utilizada en ningún caso, mucho menos en las relaciones internacionales.... Aunque.... a la vista de cómo transcurren las cosas últimamente no sería improbable que todo se basase en un inmenso error de traducción.