Se ha producido un error en este gadget.

Buscar en este blog

jueves, 27 de diciembre de 2012

fiscal cliff


Pues acaba 2012 y, como todo el mundo se pone muy trascendental a final de año, yo no tengo ninguna intención de hacerles pasar por esa procesión. Primero porque 2012 para mí ha sido un año muy intenso. Intenso en ubicación geográfica, experiencias y sensaciones y, puedo afirmar, que de los más rentables a nivel personal.

Total que estoy preparando un texto para el blog relativo al Fiscal Cliff que está a punto de ocurrir en los USA, pero es una tarea ardua y tengo un "deadline" de los jueves. Es ardua porque es muy difícil encontrar textos más o menos independientes y exentos de tintes ideológicos. Pero antes de presentarles algo comprensible en lo que estoy preparando les cuento por encima.

Ben Bernanke, el Presidente de la reserva Federal, afirma en Febrero de 2012 que si no resuelve la situación que entra en vigor en enero de 2013 el país se verá en una situación de abismo fiscal por entrada de recortes y subida de impuestos. Esto tiene su lógica ya que si el gobierno recorta, se reduce el gasto y si suben los impuestos el contribuyente tiene menos poder adquisitivo con lo que invierte menos o adquiere menos bienes y servicios. En este escenario de contracción si el mercado financiero entra en pánico y deriva la inversión a otro sitio dónde le sea más rentable… recesión.

Lo gracioso es que Bernanke dijo esto en Febrero pasado y ahora leerán noticias de que el Presidente Obama ha suspendido sus vacaciones para llegar a un acuerdo (un acuerdo en el que cederá parte de su inamovible plan electoral dirigido a finalizar el alivio fiscal de las rentas altas). Y ha de llegar a un acuerdo con un Congreso y un Senado que cambiará a finales de enero, es decir, hay gente que votará y que será lo último que haga sin considerar al electo que llegue a sustituirle (esto se llama Lame Duck Congress).

Mi opinión es que se llegará a una solución de compromiso hasta que se pueda votar algo definitivo con el nuevo Congreso, pero tampoco tengo muy claro, una vez que llegue el parche, la urgencia por cambiar el escenario y apuesto que el ritmo lo marcará la respuesta de, precisamente, el mercado financiero. Si responde bien, se estirará, si no llegarán, entre grandes trompetas, medidas salvadoras .

No hay comentarios: