Se ha producido un error en este gadget.

Buscar en este blog

lunes, 2 de septiembre de 2013

Tábanos

A finales de agosto siempre llegan los tábanos. Unos bichos odiosos que me machacan y me envenenan. Hace tiempo que está de moda decir que los animales son pacíficos y que no se meten con nadie, a no ser que se sientan atacados, pues en ese caso se defienden con las armas que tienen. Y esto vale para los bichos que siempre se consideraron peligrosos, como es el caso de los lobos, o para aquellos que no causan más que molestias, como mis odiosos tábanos.

Es una teoría semejante esa que asegura que no hay hombres malos, sino víctimas inocentes de una sociedad ruín. A pesar de que se trata de ideas que parecen estar en contra del sentido común, hoy tienen gran acogida, sobre todo entre los intelectuales. De manera que entre los bárbaros se entretienen cazando bichos, o ejecutando sentencias de muerte, y las almas cándidas que aseguran que las cobras no muerden y que los ladrones son gente honrada, estamos los tontos a los que nos pican los tábanos.

No hay comentarios: